Comer sano aporta muchas ventajas para sentirnos mejor y prevenirnos de enfermedades. Cada vez es más fácil nutrirnos de aquello que necesitamos sin que cueste demasiado. Desde Restaurant Roma te recomendamos que empieces a partir de hoy, pues podemos comer sano en tan sólo tres pasos:

Compra estos alimentos. Uno de los primeros pasos es comprar frutas, verduras, legumbres, frutos secos y cereales para ir alternando esto con el pescado y algo de carne, pero en menor medida.

Fuera azúcar y sal. Bueno, fuera del todo no, pero hay que ir reduciendo, cada vez más, el consumo de sal y azúcar, muchas veces totalmente innecesario, puesto que ya los alimentos llevan una gran cantidad de sal. Se recomienda al menos tomar una décima parte de una cucharada de azúcar al día. Por tanto, la recomendación es limitar el consumo de sal a menos de 5 gramos al día (aproximadamente una cucharadita de café) y consumir sal yodada.

Limitar el consumo de grasas saturadas. Las grasas son enemigos de la salud a la hora de cuidarnos. De hecho, se limita el consumo de grasa al 30% de la ingesta calórica diaria. Las grasas no saturadas son mejores a las grasas saturadas, además aquellas grasas industriales de tipo trans quedarían fuera de una dieta sana, por lo que deben comerse puntualmente y en ocasiones especiales.

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies